Now Reading
Los mejores trucos para que un salón pequeño parezca más grande

Los mejores trucos para que un salón pequeño parezca más grande

Tener un gran salón es probablemente algo que nos gustaría a casi todos, pero no siempre es posible. Pero que no cunda el pánico, es muy fácil conseguir que un pequeño salón no tenga nada que envidiar a los que les sobran metros.

Jugar con el color, ubicar correctamente los muebles, la regla de los tres tercios… A continuación, descubrimos 15 trucos que conseguirán que cualquier salón parezca mucho más grande ¡Toma nota!

1. Utiliza colores claros

El blanco, que tiene la capacidad de alejar paredes y techos, el beige, los colores neutros o las tonalidades pastel son los colores que nos ayudarán a ganar amplitud, ya que reflejan la luz. Utiliza una base en estos tonos y, si quieres más color, añádelo en complementos como cojines, cuadros, etc.

Esta regla también sirve para los suelos, pero si no te gustan muy claros, puedes usar alfombras en estos tonos y conseguirás el mismo efecto.

Decoracion-salon-pequeño-01
2. Contra la pared

La ubicación del mobiliario, así como el número de piezas que vamos a utilizar, se convierte en uno de nuestros mejores aliados a la hora de ganar amplitud en un espacio. En el salón los sofás al aire quedan muy bonitos pero, para conseguir nuestro cometido, es mejor colocarlo contra la pared, ocupará menos espacio visual y nos permitirá movernos cómodamente por la estancia, al no estorbar en medio.

Esta teoría sirve para cualquier otro mueble, estanterías, aparadores… mejor colocados contra la pared.

Decoracion-salon-pequeño-02
3. Menos es más

No se trata de llevar el minimalismo al extremo pero sí de utilizar las piezas justas. La idea es no sobrecargar el ambiente para que todo fluya mejor.

Y aquí entra en juego la regla de los tres tercios, ya que es perfecta para saber si tenemos demasiados muebles ¿En qué consiste? En que todos los muebles del salón tienen que caber en un tercio de su espacio. Divide mentalmente el espacio en tres e intenta imaginar si cabrían en una de las partes ¿No caben? Tienes demasiados.

El 3 es uno de los números mágicos en el mundo de la decoración. Y para no sobrecargar los espacios también lo podemos aplicar en el uso de los complementos. Si colocamos grupos de 3 piezas, por ejemplo tres jarrones, crearemos bonitas decoraciones sin recargar.

4. Libera el espacio central

Al prescindir de la mesa de centro visualmente se amplía el espacio, lógico, pero esta sensación se magnifica más cuando el salón tiene dimensiones reducidas. Así que, si no es imprescindible no la pongas. Pero, si la quieres, en el siguiente punto te explicamos cómo debe ser.

Decoracion-salon-pequeño-05
5. Utiliza una mesa de centro de cristal

El cristal visualmente es muy ligero por lo que si quieres tener mesa de centro en un salón pequeño, mejor que sea de este material. Al ser transparente pasa desapercibido ya que podemos ver a través de él. El cristal además, se adapta a la mayoría de los estilos decorativos, por lo que encajará perfectamente en casi todos los salones.

Salon-mesa-centro-cristal
6. La televisión, mejor colgada de la pared

Los televisores cada vez son de mayor tamaño y si están colocados sobre un mueble ocupan la mayor parte de su superficie, lo que visualmente da la sensación de reducir el espacio. Si la colocamos en la pared solucionamos este problema, ya que, al igual que hemos comentado con el sofá, no estorbará ni físicamente ni visualmente, ganando así amplitud.

7. Butacas ligeras

Si te apetece tener una butaca en el salón, mejor que sea de mimbre. Este material hace que sean piezas ligeras ya que puede pasar la luz a través de sus fibras.

8. Los espejos no pueden faltar

Y si son XL, mejor que mejor. Es uno de los básicos, ya lo hemos comentado muchas veces. Su reflejo permite ganar profundidad y, además, reflejan la luz, lo que permite que llegue a toda la estancia.

Las superficies metálicas en muebles y complementos consiguen el mismo efecto.

9. No combines muchos estampados

Si añadimos muchos estampados en los textiles saturaremos el espacio, mejor utilizarlos en piezas pequeñas y muy concretas, como los cojines. Si utilizas rayas, mejor combinarlas con lisos.

10. Efecto antiescala

Si pintas las paredes, los zócalos y las puertas del mismo color, perderás el efecto escala y ganarás amplitud. El color ideal, para conseguir nuestro objetivo, el blanco.

11. Plantas

Las plantas siempre son bienvenidas, y para ganar amplitud también. Colócalas cerca de las ventanas, conectan con el exterior y dan sensación de más espacio.

Decoracion-salon-pequeño-plantas

Foto | Masmirstudio

11. Plantas

Las plantas siempre son bienvenidas, y para ganar amplitud también. Colócalas cerca de las ventanas, conectan con el exterior y dan sensación de más espacio.

Foto | Masmirstudio

Decoracion-salon-pequeño-plantas
12. Puertas correderas

Si en tu salón hay puertas, mejor que sean correderas ya que ganarás 1,5 m2. Las empotradas son las mejores, ya que ganas, además, el trozo de la pared donde se encuentran.

13. Muebles a medida

Son ideales para aprovechar al máximo el espacio, ya que los podemos personalizar según nuestras necesidades, aprovechando hasta el último centímetro. Un mueble bajo la ventana, una librería de poco fondo… Si están pintados con el mismo tono de la pared, además, quedan integrados ocupando menos espacio visual.

14. Suelos de microcemento

Con microcemento se pueden crear suelos continuos sin ninguna junta, y las juntas pueden empequeñecer el espacio, por lo que con este material solucionamos el problema.

15. No te olvides de la iluminación

Si queremos ganar amplitud no nos debemos olvidar de la iluminación natural, de día, ni de la artificial, de noche. De día debemos permitir la entrada de la máxima luz natural posible, utilizando cortinas ligeras, estores o incluso prescindiendo de ellos. Tal y como hemos mencionado antes, los espejos nos ayudarán a que llegue a todos los rincones del salón. Por la noche, la estancia debe estar perfectamente iluminada y para ello debemos utilizar diferentes puntos de luz. Para conseguirlo nos podemos valer de lámparas de mesa, de techo o de pie repartidas por la estancia. ¡No te olvides iluminar bien todas las esquinas!

Fotografías: Pinterest


© 2021 IDEADCO MAGAZINE